Related Posts with Thumbnails

ÁLVARO ITZAMÁ



EL SILENCIO DE LAS ESFERAS


Pasar de infinito a uno es una mejora significativa
Jorge Wagensberg


mi primer átomo

la teta de mi madre

el planeta adentro de mi cabeza de planeta

las lunas de mis ojos

el frío planeta que me recibe

el cúmulo de átomos que sigo siendo y muere

o renace cuando la redondez del mundo atraviesa mi circunferencia

la esfericidad arde

es una fruta que brota en el incendio de la mañana:

mi último átomo

la teta de mi madre

el planeta que cubre el polvo del planeta

detritus: las lunas extintas de mis ojos:

la tibia esfera que me recibe

(Poema extraído de su blog Cabalgata de arena)

2 comentarios:

Fausto G. dijo...

Ea! No lo conocía, me parece bastante interesante...Un poema sin pelos en la lengua.
Saludos y enhorabuena con tu blog que visi a diario

Joaquín Piqueras dijo...

Gracias, Fausto. ¡Cuánto tiempo sin saber de ti!

Saludos.